Una serendipia es ...

Una serendipia es un descubrimiento o hallazgo afortunado e inesperado. Así que espero que lo que aquí encuentres sea afortunado y útil para tu crecimiento, además que sea inesperado pues siempre se recibe todo gratamente cuando no tienes expectativas.

13 julio 2017

No perdí años, los viví demasiado intensos

"Los dos días más importantes de tu vida son el día en que naces, y el día en que descubres para qué." Mark Twain 

Hace poco más de tres semanas, recibí una llamada de un amigo, ahora de 31 años, 14 de los cuales vivió la experiencia del cáncer.  La llamada de algún modo era para despedirse y pedirme que lo fuera a visitar ya que los doctores le comentaron a su mamá que no había mucho por hacer...

Fui a verlo y con su voz muy cansada y consciente me explico la escena que vivió ese día.  Su madre no se dio cuenta que él estaba escuchando, le gritaba al médico cuestionandolo sobre lo que le decía, pero escuchó algo que a él le llamó mucho la atención, su mamá dijo "¿entonces perdió 14 años de su vida?"...

El me dijo lo siguiente:  Mi madre está equivocada, no perdí 14 años de mi vida, al contrario, viví 14 años demasiado intensos, me descubrí como persona, supe de mis capacidades y debilidades, me acerqué más que nunca a Dios, mi familia se unió, los amigos que se mantuvieron cerca aprendieron a valorar su vida...

Mucha gente aprendió conmigo, reí, lloré, oré, grité, amé, creí... pero sobre todo viví, porque no desaprovechaba mi tiempo, ya que no tenía nada seguro para el día después, así que cada día lo vivo intensamente... Hubo momentos de debilidad, pero muchos momentos donde tenía que poner toda mi fortaleza...  Muchas veces me tocó ser maestro con mi propia vida, ojalá haya aprendido mucha gente para que no tengan que vivir este cáncer para valorar todo lo bueno que tienen.

Me dice, sabes, estoy muy cansado y no tengo miedo, en eso me recordó algo que yo le había dicho un día entre bromas, como tú dices a mi el cáncer no me va a ganar, a mi Dios me va a llevar...

Y me dice:  sabes, lo que cala es ver a la gente quejándose de tonterías en lugar de aprovechar su tiempo... ver a la gente preocupada por el mañana cuando uno no sabe si va a vivir al siguiente día... ver a la gente enfrascada en sus problemas cuando a mi me costó mucho aprender a no hacerme la víctima, porque el problema se hace más grande, etc.

Más de una hora de plática, que parecieron una eternidad, porque tal vez la platica terminó, pero sus palabras siguen haciendo eco en mi mente.. Y hoy esa eternidad él ya la está disfrutando... Mi valiente Gustavo, mi héroe sin capa, descansa en Dios y con Dios... Hasta pronto amigo... ¡¡¡Valió la pena tu vida!!!

¡¡Dios nos bendice, más sonrisas y menos quejas!!
Cuando el momento sea tan difícil que está fuera de tu alcance o de tus fuerzas, es el momento de dejar a Dios que actúe... FE!

Héctor Molina


No hay comentarios:

Publicar un comentario